Archivos diarios: agosto 4, 2011

Ivette ya es una adolescente

La  adolescente que está al centro en la foto se llama Ivette, en los extremos mi hermanita Amanda y  yo
Antes de escribir esta página organizaba en mi mente las ideas y revisaba algunas anotaciones del libro El Dulce Abismo que ella me regalara y no pude evitar que mis ojos se humedecieran, al pensar lo importante que ha sido para mi hermanita de la misma edad de Ivette, crecer al lado de nuestro papá, disfrutar el primer balbuceo, su primera palabra y sus primeros pasos, contarle sus historias, hablar de la escuela, jugar juntos, mimarse uno al otro, tomar el biberón aun con nueve años de las manos de papá y tener en cada año la fotografía de cumpleaños junto a él que le permite decirle “ya te estoy alcanzando, el año pasado no llegaba a tu cintura y en esta foto la sobrepaso, me estoy poniendo grande”. Lee el resto de esta entrada

Anuncios

Defendiendo la verdad. La educación en Cuba

Foto tomada durante mi etapa de enseñanza secundaria. Me acompaña Irma, la madre de René.

Foto tomada durante mi etapa de enseñanza secundaria. Me acompaña Irma, la madre de René.

Gracias al intenso proceso de rehabilitación al que fui sometido desde mi nacimiento,  cuando cumplí los cinco años había vencido una de las batallas más importantes de mi vida, ya podía caminar, sin embargo, comenzaba otra más difícil, aprender a leer y escribir.

Para cualquier niño cubano, al ser completamente gratis,  esto es algo relativamente fácil, pero yo   padecía limitaciones muy acentuadas en los miembros superiores y en uno de mis pies, también serias dificultades en el habla, por eso se decidió por los especialistas que debía matricular en la Escuela Especial del Lenguaje Enrique José Varona. Lee el resto de esta entrada

¿Conflicto de generaciones? o intento de dividir a los cubanos

He leído, navegando en la Internet, sobre  proyectos que desde una óptica muy formal tratan de definir a una generación  por características muy simplista, en mi opinión detrás de esto no se esconde otra cosa que no sea  un intento fracasado de división, pues las generaciones no se identifican por  la letra con que empiece su nombre o por el año en que nacieron, sino por sus ideales, sus convicciones y unidad de pensamientos. Lee el resto de esta entrada